Guanajuato, Gto. 14 May. (GPPRI).- El Grupo Parlamentario del PRI en voz de la diputada Ma. Guadalupe Guerrero Moreno se pronunció a favor de la participación de hombres y mujeres por igual en el ejercicio del poder público.

Al hablar a favor del dictamen de la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales, en materia de paridad en todo, la legisladora del PRI destacó que la lucha de las mujeres para ganar terreno en el ámbito político ha tenido varios logros, el último de ellos es la Reforma Constitucional Federal de Paridad de Género en los órganos del Estado en junio de 2019, pero esto sólo es un punto de partida, pues hay más cosas por hacer y cambiar.

Es por ello que, a lo largo y ancho de nuestro país, es decir, en las entidades federativas, los legisladores locales, deben trabajar y abonar para lograr la realidad jurídica de paridad en todo.

En ese sentido, las reformas y adiciones que se proponen mediante el Decreto de este dictamen, es parte de ese compromiso que se tiene para abonarle prósperamente a la paridad como una forma de respeto a los derechos humanos de hombres y mujeres.

Garantizar a través de la acción legislativa que las mujeres y hombres tengan las mismas posibilidades de acceder a cargos de participación política y función pública, lo que se traduce en garantía de participación e inclusión igualitaria con acciones basadas en los principios de legalidad, certeza, imparcialidad y objetividad.

Talentos de ambos géneros, son indispensables para el éxito de la administración pública al servicio de todos los ciudadanos, resaltó la diputada Guerrero Moreno.

Puntualizó que el trabajo legislativo no concluye aquí, pues una vez aprobadas las reformas y adiciones a que hace referencia el dictamen, se debe legislar en las diferentes leyes sobre el respeto a tal principio de paridad, para entonces generar escenarios reales de paridad en todo.

Por ejemplo, lo que se ha trabajado al interior de la propia Comisión de Gobernación correspondiente a adiciones a la Ley del Trabajo de los Servidores Públicos al Servicio del Estado y los Municipios, para que dicha ley establezca la prohibición de “solicitar por cualquier medio la presentación de certificados médicos de no embarazo para el ingreso, permanencia o ascenso en el empleo”; así como la prohibición de “despedir a una trabajadora o coaccionarla directa o indirectamente para que renuncie por estar embarazada, por cambio de estado civil o por tener el cuidado de hijos menores”.

La diputada acotó que lo anterior es un gran ejemplo de que al interior de este Congreso seguirán trabajando hasta erradicar cualquier tipo de violencia de género o de discriminación de cualquier índole, siempre con la perspectiva de paridad en todo y, de respeto irrestricto a los derechos humanos de las mujeres y hombres guanajuatenses por igual.

 

Siguenos