CON EL PERMISO DE LA DIPUTADA PRESIDENTA Y DE MIS COMPAÑERAS Y COMPAÑEROS LEGISLADORES DE ESTE HONORABLE CONGRESO DEL ESTADO DE GUANAJUATO, Y QUE SE ENCUENTRAN EN ESTA SESIÓN EN LÍNEA, SALUDO CON GUSTO A LAS PERSONAS QUE NOS SIGUEN A TRAVÉS DE LOS DIFERENTES MEDIOS DE COMUNICACIÓN Y EN LAS PLATAFORMAS DIGITALES DEL CONGRESO.

El día de hoy 11 de junio conmemoramos la publicación de la Ley Federal para Prevenir y Eliminar la Discriminación, lo que para las diputadas y los diputados que integramos el Grupo Parlamentario del PRI significa un hecho relevante para nuestro país con miras a la erradicación de cualquier forma de discriminación en todo nuestro territorio.

Es por ello que por mi conducto, el GPPRI hace patente su reconocimiento para quienes contribuyeron a la creación de dicha Ley, mediante una pequeña remembranza del proceso que se siguió para concretarla, al tiempo que una convocatoria para continuar en la lucha para que se cumplan los objetivos de dicho cuerpo normativo; pues la discriminación aún persiste en la sociedad.

Hace 17 años, la Comisión Ciudadana de Estudios contra la Discriminación, integrada por 161 personas entre las que destacaban grupos sociales tradicionalmente discriminados por discapacidad, creencia religiosa, preferencia sexual, raza o género, presentaron un anteproyecto de Ley, ante el Congreso de la Unión, con el objetivo principal era prevenir y eliminar todas las formas de discriminación en contra de cualquier persona, contenidos en el artículo 1° de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

La exigencia social de igualdad de trato o no discriminación dio pie a que se contemplara como un derecho humano que el Estado mexicano está obligado a garantizar, así como promover la igualdad de oportunidades y de trato.

En los últimos días se han suscitado eventos verdaderamente emblemáticos de la persistencia de la discriminación los cuales, desafortunadamente, han tenido resultados fatales.

Uno es el caso del joven Giovanni López, el cual fue asesinado por cuerpos policiales en el estado de Jalisco el pasado 04 de mayo, joven de 30 años, albañil de oficio, el cual tras haber salido a comer con su familia fue arrestado por 10 elementos de la policía municipal simplemente por no llevar cubrebocas, cabe señalar que en Ixtlahuacán de los Membrillos el uso de cubrebocas es obligatorio sin embargo, no es un motivo para causarle la muerte.

Al día siguiente de su arresto su familia fue informada de que Giovanni había sido trasladado al Hospital Civil de Guadalajara, y tras visitar el nosocomio, fueron notificados que ya no se encontraba ahí, ya que su cuerpo había sido trasladado al Servicio Médico Forense.

Este acto originó las protestas y desmanes de los últimos días, diversas voces a través de las redes sociales se han hecho presentes, por mencionar una de las más reconocidas figura la del director de cine Guillermo del Toro, quien mencionó lo siguiente “A más de un mes, no hay respuestas, no hay arrestos. No es abuso de autoridad. Es asesinato. La locura absoluta es que ocurra un asesinato a nombre de un asunto de salud pública”. (Hasta aquí la cita).

La marcha llevada a cabo el jueves 04 de junio en las inmediaciones del Palacio de Gobierno de Jalisco, exigiendo justicia lamentablemente hubo actos de violencia entre los asistentes y la fuerza púbica, esto derivado de los infiltrados que durante su camino fueron realizando pintas y desmanes, además de que tras participar en las manifestaciones 38 jóvenes detenidos se encuentran desaparecidos.

Por lo que la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Jalisco (CEDHJ) denunció que las detenciones se realizaron fuera de todo protocolo.

En la conferencia de prensa mañanera del 06 de junio, al cuestionarle al presidente Andrés Manuel López Obrador sobre el caso del joven Giovanni, contesto lo siguiente: “No me meto en cuestiones partidistas”. (Fin de la cita)

Otro caso, también muy significativo a nivel mundial es el ocurrido el pasado 25 de mayo, en la ciudad de Mineápolis, Minesota, al afroamericano George Floyd tras un arresto por parte de cuatro policías locales y como resultado de la discriminación que se vive en Estados Unidos, le causaron la muerte por lo que nos encontramos en una ola mundial de indignación y protestas contra el racismo y la violencia policial, estas protestas se han extendido a otras ciudades del mundo de manera pacífica.

Es por esto, compañeras y compañeros legisladores que lanzo la siguiente pregunta: ¿Nuestros policías estatales y municipales están capacitados para realizar las detenciones conforme a derecho y respetando los protocolos respectivos?

La violación de derechos humanos sucede cuando funcionarios o autoridades abusan de sus facultades, es decir, cuando no respetan los derechos o permiten que otros los dañen, a nivel municipal en el Estado, existen un sinfín de denuncias en contra de elementos policiacos ya sea estatales y municipales, debido a que los sometieron con tratos crueles, inhumanos, degradantes, y hasta con torturas.

Otro tipo de discriminación es a nuestros indígenas los cuales suelen verse forzados a perder su “identidad”, para evitar ser discriminados, la mayoría actualmente ya no les enseñan su dialecto a sus hijos para evitar que sean discriminados, dejan de portar sus ropas para no ser discriminados con la simple mirada, algo que es tan doloroso porque sus prendas son tan hermosas.

En México se engloba a los indígenas como si fueran lo mismo, pero cabe resaltar que cada comunidad es diferente en su forma de pensar y en sus costumbres y lo que desafortunadamente los une es la DISCRIMINACIÓN, la mayoría de los mexicanos y mexicanas tienen el prejuicio de que si una persona es indígena es “ignorante, pobre e incapaz de sobresalir”.

Debemos garantizar los derechos de todos los mexicanos, eliminar la discriminación, porque no se puede lograr una sociedad con equidad, igualitaria libre si no respetamos los derechos de todos.

Es por esto compañeras y compañeros legisladores, que los invito a unirnos con la finalidad de combatir la discriminación, desde nuestra trinchera, familia, vecinos, nuestra comunidad, hagamos de México un mejor país, con empatía hacia nuestros semejantes; pero también, invito a quienes ejercen el poder público a actuar con responsabilidad en cualquier ámbito, a fin de garantizar los unos a los otros, el respeto irrestricto de nuestros derechos humanos ante cualquier forma de discriminación.

Es cuanto presidenta.

Siguenos